6 de marzo de 2008

Un ratito de alegría...

Hace un momento, al revisar mi correo, me encontré la mejor noticia que he recibido en los últimos tiempos...

Una personita que fue muy importante en mi vida hace algunos años atrás (y, para que negarlo, aún sigue siendo parte vital de mis recuerdos)... Mi amiga, mi mano derecha, mi confidente, mi paño de lágrimas, mi anhelo para seguir sonriendo, mi voluntad y mi vida misma... Esa personita es, desde hace algunos días, una muy orgullosa y feliz NUEVA MAMÁ!!!...

Ahhhhh!!!!... De alguna forma muy extraña, hoy vuelvo a tener una sobrinita... otra vez!!!...

7 comentarios:

Asmodeous dijo...

Felicidades!! Aunque debe ser una sensacion un tanto extraña la que sientes... ¿no?

Un saludo.

Mr. Magoo... dijo...

Pues que buena noticia, y que buena manera de ver las cosas, que bueno que ella siga de alguna manera formando parte importante en tu vida, y que tu lo tomes de esa manera, de verlo como un sobrino, eso es admirable.
Un abrazo compadre, aqui seguimos.

iPab dijo...

Bien profeshor, bien. Interesante noticia, y Asmoddeous creo que tiene razón, cómo que es una sensación un tanto extraña...

mafalda dijo...

.......


Hola nuevo tio, te envío un abrazo y un besillo...
Muuuaccckkkk...

Mafalda

Chien dijo...

FELICIDADES...
eso hay que celebrarlo...

PoYo ت dijo...

eso de la felicidad a costa ajena es hermoso!

hace dias recibí un correo de una ex que no podía olvidarme...

es casi lo mismo no??

sentí una felicidad trrrremenda!!!
jajajajajaja


saludos!

Diego Fabián dijo...

Muy extraña, amigo Asmodeus... Muy, muy extraña!!!...

Pues si, amigo Magoo... Ella aún es mi vida misma... Aunque no es sobrino... Es sobrina!!!...

Como lo dije antes, Ipab, es muuuuuyyyyy extraña... Pero, ¿¿qué le vamos a hacer??...

Muchas gracias, mi Mafis... Como lo diría una gran escritora que conozco: En la realidad, a diferencia de la ficciòn, nada es lo que parece...

Gracias, amigo Chien... Ya lo celebré (aunque a mi manera (o sea, trabajando)... ¡¡Pero lo celebré!!...)

Bueno, en realidad, no es lo mismo, amigo Poyo... De hecho, nada mas alejado de la realidad... Pero, si... Es una felicidad tremenda!!!...